sábado, 17 de abril de 2010

Un Café Más

Solo quería un café con poca azúcar, quizá un croissant. No iba por la tertulia o el flirteo. Sólo quería un café, quizá echarle algún vistazo a las malas nuevas de los diarios o sacudirme esa pereza crónica de mis amaneceres. Juro por mí que sólo fui por un café pero te vi. Y cambiaste mi vida, mi ritmo, mi espacio, mi tiempo, mi historia, mis sueños y todo. Y me agregaste risas, dos dudas, un duende, un par de fantasmas y este amor que te tengo. Juro por mí que sólo fui por un café pero te vi. Quién iba a imaginar que esa mañana en el café yo iría a coincidir con el milagrode pisar el mismo espacio a la misma hora que tú y, como si esto fuera poco, que tus ojos se fijaran en mí. Juro por mí que sólo fui por un café pero te vi. Y cambiaste mi vida, mi ritmo, mi espacio, mi tiempo, mi historia, mis sueños y todo. Y me agregaste risas, dos dudas, un duende, un par de fantasmas y este amor que te tengo. Juro por mí que sólo fui por un café pero te vi...

Sólo Queria Un Café - Ricardo Arjona